person-in-gray-top-sitting-on-rock-2832028

DUELO PATOLÓGICO 

PÉRDIDAS QUE DEJAN HUELLA

 

La única forma de superar el duelo es pasando por él, transitándolo, (Nevado y González, 2018)

rose-2408580_1920

El duelo, es una experiencia que puede afectar en el ámbito psicológico, físico, emocional, cognitivo, social y espiritual. Necesita de un tiempo para:

  • Aceptar la realidad de la pérdida.
  • Dar expresión a los sentimientos.
  • Adaptarse al nuevo ambiente.
  • Invertir energía emotiva en otras relaciones.

Es decir, es necesario experimentar  pena y dolor, dejar que afloren los sentimientos de miedo, ira, culpabilidad y resentimiento, así como experimentar la tristeza, apatía o desinterés para que finalmente se produzca la apertura a la esperanza y reconstrucción de la vida.

La elaboración del duelo requiere tiempo y cada persona tiene su ritmo. Por lo general  suele durar entre uno y dos años, en cualquier caso, cómo se vivencie la pérdida va a depender de quién era el fallecido  y de lo significativo que era para la persona que sufre el vacio.

Desde la teoria constructivista de Neimeyer (2002) el duelo implica reconstruir el mundo de significados que ha sido desafiado por la pérdida. En este sentido, algunas personas tienen dificultades para adaptarse a la nueva realidad y por ello, se produce lo que se denomina un duelo complicado. 

¿Qué vamos a trabajar en terapia?

  • Psicoeducación.
  • Reestructuración del significado.
  • Exposición en vivo.
  • Afrontamiento y solución de problemas.
  • Estrategias de aceptación.
  • Estrategias para manejar la ansiedad y el estado de ánimo deprimido.
  • Otros…

Nota: la terapia se adaptará a las necesidades del paciente.